916 429 677

Entrega gratis

Por compras superiores a 150€

Comentarios

77 comentarios de usuarios
4.81 sobre 5

Muestras gratis

Pruébalo antes de comprar

Servicios instalación

Instaladores expertos

Baldosas para suelo

Las baldosas para suelo ofrecen una gran cantidad de ventajas a nuestros clientes. El montaje, acabado y limpieza son tres de los factores fundamentales para decantarse por este sistema. Como veremos a continuación, los beneficios de este elemento ayudan a obtener suelos duraderos con un aspecto estético inigualable. Sus propiedades y características hacen que se hayan convertido en una alternativa a los suelos tradicionales. Fabricantes y comerciales saben de su popularidad y el mercado ofrece cada día más opciones. Para descubrir algunas de las opciones más llamativas y conocer toda la información necesaria, ¡no dejes de leer el siguiente artículo!

Baldosas para suelo: baldosas de cuero

En primer lugar, empezamos por un tipo de baldosas realmente novedosas y llamativas. Las baldosas de cuero son la última moda en hogares con un diseño atrevido y un estilo personal. Este tipo de suelo incorpora el tacto y el aspecto visual del cuero a los pavimentos de nuestro hogar. Extraído del tejido de algunos animales, este material es tremendamente flexible y resistente. A pesar de que pudiera parecer lo contrario, el aspecto del pavimento se mantendrá como el primer día durante una larga temporada. Por ello, en muchas ocasiones, sirve como alternativa a suelo que sufren un mayor desgaste.

Algunos fabricantes comienzan a utilizar este tipo de baldosas para suelo y ofrecen grandes oportunidades. De esta manera, Quick Step pone en el mercado las baldosas de cuero oscuro y las baldosas de cuero claro. Con las mismas propiedades y características físicas y de fabricación, las diferencias son estéticas. Así, mientras el primer tipo se utiliza en espacios con mayor iluminación tratando de buscar una mayor sensación de acogida y elegancia, el segundo forma parte de la decoración de espacios menos luminosos que buscan dotar a esta habitación con una claridad mayor. 

 

Fuente: Beeyoutifulllife

Baldosas para suelo: montaje

El montaje de baldosas para suelos es realmente sencillo, limpio y rápido. Gracias a estas características, el coste económico se ve reducido de manera considerable. Las baldosas son más sencillas de transportar, manejar y colocar que otro tipo de suelos. En comparación con suelos tradicionales de piedra, los beneficios en el montaje son sustanciosos. Por ello, muchos clientes incluso se deciden ellos mismo por la colocación de sus suelos de baldosas.

Para la instalación de este tipo de pavimentos existen varias técnicas. Una de las de mayor éxito consiste en colocar las baldosas sobre el solado anterior. En rehabilitación esto mejora el tiempo de obra, evita posibles problemas al retirar el pavimento anterior y consigue una mejora sustancial de las condiciones de la vivienda. Por estos motivos, las baldosas para suelos se utilizan con gran asiduidad cuando nos encontramos en obras de este tipo.

Sin embargo, en nuevas construcciones las ventajas en la instalación son también patentes. Muchos son los profesionales en la instalación de suelos que prefieren trabajar con sistemas de este tipo. Las baldosas ayudan a mejorar la alineación de los suelos y su perpendicularidad. Corregir errores con este sistema es más rápido y sencillo. Las garantías de una finalización perfecta son mayores y esto de gran importancia para instaladores y clientes. Por ello, cuando hablamos de instalación o montaje, las baldosas para suelos no tienen rival. Sus propiedades son perfectas en este ámbito y superan con creces al resto de pavimentos.

 

Fuente: Quick-Step

Baldosas para suelo: acabados

Otra opción que existe en el mercado es la posibilidad de instalar tarimas flotantes con aspecto de baldosas. La simetría y la geometría de estas piezas suele ser la excusa para elegir este tipo de acabados por parte de nuestros clientes. La organización final del espacio dará como resultado una estancia ordenada y racional. Se busca romper con esa tradicional imagen de la longitudinalidad en los suelos de madera. Sin embargo, las propiedades, la calidez y el aspecto de la madera se mantiene de forma precisa.

En tonos blancos, negros, ocres… las opciones para decorar nuestro hogar son innumerables. Con las baldosas para suelos de tarima flotante podremos desarrollar cualquier estilo que imaginemos. Introducir un pavimento en tonos claros para un aspecto escandinavo o marinero será muy sencillo. Sin embargo, si lo que buscamos es un estilo minimalista o modernista podremos contar con baldosas negras. Y, para terminar, los más clásicos tendrán la oportunidad de instalar tarimas flotantes con óptica de baldosa en colores ocres que se asemejan a un suelo de madera tradicional con una distribución diferente.

Los acabados son de todo tipo y se adaptan perfectamente a la estancia y el cliente. Versatilidad, personalización y adaptabilidad son algunas de las características que hacen que la balanza se decante por la elección de este tipo de suelos en muchos hogares. Las baldosas para suelos son una gran oportunidad para cambiar el aspecto de tu hogar.

 

Fuente: Quick-Step 

¡No esperes más y descubre la gran cantidad de modelos y oportunidades que te están esperando!

¿Te gusta este post? ¡Compártelo!

TwitterFacebookPinterestEmail

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *