Entrega gratis

Por compras superiores a 150€

Comentarios

30 comentarios de usuarios

Muestras gratis

Pruébalo antes de comprar

Servicios instalación

Instaladores expertos

Tarima de roble

Para revestir los suelos de la casa, muchas son las personas que llevan muchos años eligiendo una tarima de roble que además de ser duradera aporta ese precioso aspecto a madera que le da un aire cálido y acogedor a cualquier estancia de nuestro hogar.

En este artículo sobre la tarima de roble hablaremos en primer lugar del árbol, luego del tipo de madera y sus usos y terminaremos hablando de los suelos que actualmente encontramos en el mercado con acabado de roble.

Tarima de roble en cocina

Fuente: ayudaadecorar

El árbol del roble

El roble común es un árbol robusto muy típico en la península Ibérica y en otras muchas regiones de Europa e incluso en zonas tropicales de Asia y América. Se trata de una especie de crecimiento lento que crece hasta los 200 años y alcanza los 600 años con facilidad. El más famoso en España era el de Guernica que contaba con 1000 años cuando murió en el siglo XIX. Se conoce que en Dinamarca existe uno de unos 1600 años. Sus raíces son profundas y su corteza grisácea.

Usos de la madera de roble

Los suelos de madera de roble se han ido utilizando a lo largo de varios siglos en Europa por sus magníficas características. Se trata de una materia prima realmente dura, pesada y extremadamente resistente y posee unas anillas anuales muy visibles con una albura amarilla clara y fina.

Tarima de roble en listones

Fuente: enclavedeco

Además de cómo pavimento, la madera de roble se utilizaba también en construcción naval por su alta resistencia a la humedad y en las vías de ferrocarril porque soportaba largas estancias a la intemperie y muchos golpes gracias a su dureza.

Por otro lado, también se usa para construir barricas de vino y otros tipos de alcohol, aportándoles un característico sabor que luego les diferencia. Además de su sabor, los robles tienen unas características curativas y se puede consumir cómo infusión o brebaje entre otros muchos usos.

Antiguamente era la única madera que se utilizaba en la construcción y carpintería. Así, es muy probable que la madera que se encuentre en las vigas o el armazón del tejado de las casas antiguas sea de roble.

Suelos de roble

El roble es el revestimiento de madera para suelos más antiguo del mundo y para muchos sigue siendo el preferido. A pesar de ser un material extremadamente clásico, no pasa de moda. El secreto de su gran éxito se debe a varias razones.

Tarima roble estilo nordico

Fuente: decoracion.red

Se trata de un suelo muy longevo y duradero, resiste perfectamente tránsitos altos y golpes. Seguramente os hayáis fijado en alguna casa antigua que conserva el suelo original, cómo ese suelo está intacto.

Aunque sea un material tradicional el roble tiene una diversidad de acabados y texturas que le permiten adaptarse a cualquier tipo de decoración. Tanto si pretendemos crear un ambiente minimalista o moderno como si preferimos un estilo más clásico y rural, el roble sabrá encajar en cualquier espacio y jugando con los colores y acabados podéis darle este toque más vanguardista o tradicional según lo que prefiráis.

Los tipos de roble más utilizados son el blanco y el rojo. El roble rojo es la opción más asequible y nos ofrece varias tonalidades entre el rojizo y el rosa que quedan muy bien en multitud de espacios. Su veteado es único y fácil de reconocer creando así ambientes cálidos y agradables, perfectos para el salón o el comedor, por ejemplo. Por otro lado, el roble blanco es mucho más elegante y distinguido y nos permite jugar con aquellos espacios más reducidos pues aporta luminosidad y amplitud, lo que es una gran elección si nuestra estancia no es demasiado grande ni demasiado luminosa. Es perfecto para pisos pequeños y estancias modernas con una decoración minimalista.

Tarima roble de Balterio

Fuente: Balterio

Si os encanta su aspecto, pero no tenéis presupuesto para colocar madera en el piso, os recomendamos las tarimas sintéticas de roble que gracias a su precio mucho más asequible y su diseño muy parecido al de la madera, son actualmente una opción elegida por muchos a la hora de decorar su hogar. Además, otra de las grandes ventajas de las tarimas es su fácil limpieza y mantenimiento, ya que se puede fregar con agua y productos neutros no es necesario pulir ni barnizar. Por otro lado, incluye un práctico sistema de clic con el que lo podrá montar usted mismo, sin necesidad de usar ni cola ni clavos, ahorrándose así los gastos de instalación.

Aunque la tarima de roble dure menos que la madera, muchas son las marcas existentes en el mercado que ofrecen garantías a 20 o 25 años, con lo que usted podrá estar tranquilo durante mucho tiempo.

Tarima de roble en tablones

Fuente: Berryalloc

Para terminar, también se fabrican tarimas con acabado de roble especiales para la cocina y el baño, de esta manera no tendrás que renunciar a su aspecto acogedor y podrás utilizarlo en toda la casa.

¿Te gusta este post? ¡Compártelo!

TwitterFacebookPinterestEmail

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *